Ir a…

Diario Nacional

RSS Feed

21 octubre, 2017

Ponen en marcha una vez más el colisionador de hadrones


Luego de un tiempo inactivo y de lograr descubrir un montón de partículas, entre ellas la famosa y renombrada partícula de Dios, se ha vuelto a poner en marcha el colisionador de hadrones en la Organización Europea para la Investigación Nuclear (CERN), luego de haber pasado unos tres meses sin utilizarse por cuestiones de mantenimiento.

Esto se produce en un momento en el cual científicos de varios países esperan con muchísimas ansias que el mayor acelerador de partículas del mundo siga facilitando la aparición y descubrimiento de partículas fundamentales para poder complementar el mundo de la física, un poco más de la que ya sabemos.

Reinicio lento, pero seguro

En palabras del propio coordinador del colisionador, se espera que la operación para poder poner en marcha una vez más este poderoso sistema sea más simple, debido a que tuvieron que reiniciar la máquina en 2015, haciendo totalmente difícil el trabajo para poder realizar esto. Pero, luego de 13 semanas de paréntesis en la cual no se hizo mucho más que mantenimiento, el reinicio de las operaciones traerá una brisa fresca a las investigaciones que habían quedado paradas.

Pero… ¿Para qué sirve un colisionador de hadrones?

Para quienes no sepan de qué trata esta máquina, es simplemente un anillo que ocupa 27 kilómetros de circunferencia y que está ubicado a unos 100 metros bajo tierra entre Francia y Suiza, donde se hace que partículas giren a una velocidad cercana a la de la luz. Todo esto con la finalidad de hacer chocar entre sí estas partículas y luego registrar aquello resultante de esas colisiones para poder estudiar los elementos que componen la materia de la que está hecho nuestro extenso universo, además de poder confirmar la existencia de nuevas partículas que solo son probadas según teorías, esto con la finalidad de poder crear una revolución en el ámbito de la física general.

El colisionador de hadrones es un instrumento que nos ha permitido corroborar la existencia de la partícula bosón de Giggs hace ya 4 años, esta partícula normalmente se le conoce bajo el nombre de “partícula de masa”. La importancia de la observación de esta partícula específica es que nos brinda la oportunidad de explicar cómo otro tipo de partículas elementales obtienen cierto tipo de propiedades, además de su pretensión de correlacionar 3 de las 4 fuerzas conocidas como “fundamentales”, dejando solamente por fuera la gravedad.

Etiquetas:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies