Ir a…

Diario Nacional

RSS Feed

30 Abril, 2017

¿Por qué los japoneses quieren deshacerse de las bases estadounidenses en su país?


La razón del enojo de los habitantes de la población japonesa se debe a la gran presencia militar de los EE. UU en la isla. Más precisamente, alrededor de 65.000 personas salieron a protestar y a manifestar su enojo por el asesinato reciente de una joven de 20 años, probablemente a manos de un ex infante de la marina de los EE. UU.

El acontecimiento ha acrecentado la gran oposición de los habitantes de Okinawa a las bases militares de los Estados Unidos y ha reanimado los llamados para que la milicia norteamericana sea expulsado definitivamente de la isla.

Desde hace dos décadas, los residentes de la isla han mostrado su inconformidad por la presencia de tropas estadounidenses en su territorio. Las tropas ocupan actualmente una quinta parte de la isla, integrando el 74% de las bases norteamericanas en el país nipón, en un porcentaje inferior al 1% de su territorio. Esta presencia estadounidense representa una pieza fundamental en la alianza de ambos países en materia de seguridad, erigida luego de la Segunda Guerra Mundial.

El disgusto e indignación del pueblo japonés data de hace 20 años, además no entiende por qué la proporción de tropas estadounidenses en su territorio es tan alta

No obstante, desde hace 20 años, los residentes de la isla japonesa han estado disgustados por la presencia de las fuerzas extranjeras en su territorio toda vez que consideran que es totalmente injusta y no comprenden a qué se debe la gran proporción de bases militares de Estados Unidos en su territorio.

El año 1995 vio cómo se exacerbó la indignación de los habitantes de la isla al presentarse la violación de una pequeña de 12 años a manos de soldados de la milicia estadounidense.

El crimen de la menor de edad generó protestas masivas, haciendo que los dos países replantearan la presencia de bases estadounidenses en la isla japonesa

Tal delito generó protestas masificadas y obligó a que los dos países hicieran una revisión a la disminución de la presencia norteamericana en la isla en Okinawa, además de establecer nuevos planes para reubicar una de las bases principales, la de Futenma, erigida en una de las ciudades con mayor población localizada en la parte costera norte de la isla.

Estos planes se han aplazado ya que los residentes se han opuesto rotundamente a su reubicación, preocupados por el crimen, la contaminación y ruido que les supondría vivir en la nueva ubicación geográfica. El pasado domingo, los residentes de la isla solicitaban a los dos gobiernos que abandonaran el plan definitivamente y que pasen a cerrar de forma definitiva la base estadounidense en su territorio.

Etiquetas: , ,

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

About Equipo de redacción

Este artículo ha sido escrito por uno de los miembros de la redacción de Diario Nacional.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

CERRAR